La Madre de un Genio

El siguiente relato es sorprendente, y otro más de los ejemplos de lo que puede hacer un pensamiento bien guiado. 

Un día el niño Thomas Alva Edison reggresó de su escuela con una nota, que el profesor había dirigdo a su madre, se lo entregó, dicendo: «mi profesor de la escuela me entregó esta nota, y me dijo que te la diera, y que solo tú deberías leerla«. Su madre la tomó y después de un momento, con los ojos llorosos la leyó en voz alta, para que el pequeño Thomas la escuchara: «Señora Edison, su hijo es un genio, y ésta, nuestra escuela es muy pequeña, sin los recursos necesarios para enseñarle lo correcto y avanzado, por favor, sea usted quien le enseñe»

Como es natural, el tiempo pasó, y cuando Thomas Alva Edison era ya uno de los más afamados inventores del planeta, falleció su madre. Luego de ello se puso a ordenar las cosas de su madre y clasificarlas, y de pronto se encontró con un pequeño papel guardadao, ya muy vetusto, lo abrió, y lo leyó: «Su hijo es un enfermo mental y no podemos permitir que siga viniendo a la escuela».

Esto causó un impacto muy fuerte en sus emociones y lloró mucho, pero después escribió lo siguiente en su diario: «Thomas Alva Edison fue un niño con una enfermedad mental, pero por tener una madre heroica se convirtió en el genio del siglo»

Es un hecho en sobremanera impresionante. Pero también es muy ilustrativo. Una madre que supo qué hacer en el momento preciso logró cambiar el rumbo de toda una vida, y quizá de toda una historia. Edison logró más de mil doscientas patentes, todas con una utilidad práctica. El uso de la corriente continua, la bombilla eléctrica y muchos más inventos que han hecho que el mundo haya dado un giro radical, haciendo el siglo XX el punto de inflexión entre lo antiguo y el progreso.

Algunos analistas sostienen, que ese hecho no es el único para que Edison se convirtiera en el máximo inventor que haya existido, pero yo les digo: qué equivcados que están. Sin ese pequeño hecho, el niño hubiera sido confinado a un hospital psiquiátrico, o simplemente a un ático, para que no estorbase la vida familiar. Sin ese hecho, hubiese sido imposible llegar al exito que se llegó.

La mente con su pensamiento es tan manipulable, es tan fácil grabar lo que sea. Como alguien decía, el cerebro de un niño es un disco en blanco, listo para grabar en él, lo que sea, y claro, el sistema prefiere grabar enfermedad mental y rechazo. No por nada, se cuenta de un viejo refrán jesuita que decía, dadme un niño para educarlo como jesuita hasta los siete años y siempre será jesuita.

Y ahora, a los niños se los deja ver televisón sin restricción, no porque los padres o la televisión sean malos, sino porque se confían en canales que dicen ser para niños. Y son canales para muerte. Deberíamos reflexionar sobre ésto, quizá, estamos haciendo todo lo contrario de lo que hizo la madre de Edison, los estamos haciendo enfermos mentales y no dándoles las herramientas para ser los mejores, en lo que elijan serlo dentro del bien.

Anuncios

Un comentario sobre “La Madre de un Genio

Responder a lossuenossonrealidades Cancelar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.