En Silencio…

En silencio anhelé conocer… en momentos de letargo… de dimensiones noveles…

No hay como el silencio para conocer lo que está más allá. Sólo un minuto puede contar a millares sus ilusiones.

En Silencio cambiaste lo frágil del ruido por el sendero firme del estado contemplativo… una paz inescrutable cuenta de nuevas amistades.

No hay como el silencio para amar a la distancia. Corazón raido y cansado…

En Silencio te conocí… estabas sobre la luz de la vida… que también quería algo se sosiego…

No hay como el silencio para disfrutar de un río lejano… de una montaña en el horizonte… de un café de altura…

Sólo el silencio clama al conocimiento… Sólo el tiempo sabe de tranquilidad… Sólo la montaña podrá algún día… conocer al mar…

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s