Triángulo de las Bermudas I

El 28 de diciembre de 1948, un Douglas DC-3, viajaba en vuelo comercial desde San Juan de Puerto Rico a Miami. Antes de dejar el aeropuerto, la tripulación había alertado que tenían problemas con la radio, y que era muy dificultoso comunicarse con la torre de control. Pese a todo, el vuelo despegó, y a los minutos de estar en el aire el piloto informó que la radio funcionaba correctamente, y fue lo último que se supo del avión y de sus 29 pasajeros y 3 tripulantes. El avión sobrevolaba el misterioso triángulo de las Bermudas.

El misterio que rodea a este basto territorio marino de setecientos mil kilómetros cuadrados es inmenso. Se han perdido mas de cincuenta barcos sin dejar huella, otros veinte aviones, y que en promedio han dejado más de mil muertos.

¿Pero qué es lo que pasa allí? Las respuestas son innumerables y de los más curiosas.

Un grupo de personas sostiene que bajo el triángulo del Diablo, existe una base extraterrestre, y que por la potencia energética que emite, atrae a los barcos y aviones que tuvieron la desdicha de pasar por ahí en ese momento, y son destruidos. Otros, siguiendo el mismo tema de alienígenas, sostienen que esas naves humanas fueron secuestradas para experimentos, y muchas cosas más, según el arbitrio de esos visitantes del espacio exterior.

Por el año 2001 se hizo famosa una investigación de unos científicos canadienses que sostenían que el triángulo está situado sobre la mítica Atlántida, y ésta sería la razón de las desapariciones. Aunque de esa investigación no surgió nada que pueda explicar el por qué las naves actuales sucumben y desaparecen. Hicieron filmaciones y todo. Sin embargo, en poco tiempo se comprobó que sus descubrimientos se referían a otros lugares y momentos, dejando a los atlantes sin su poder destructor. Sin embargo de ello, muchos insisten en que la teoría atlante es cierta, sin importar si las investigaciones de los canadienses se refieran al triángulo de las Bermudas o no. Pero siguen sin explicar por qué el hecho de estar las ruinas de la Atlantida allí abajo, hace que las naves sucumban y desaparezcan.

Actualmente, se dice que la razón de que barcos y aviones caigan en ese sector, serían unas olas gigantescas que allí se producen. Llegan a tener hasta 30 metros de altura, y son de muy corta duración, lo que haría que un barco que circule por allí, o quizá un avión a baja altura, desaparecieran al instante. El equipo investigador sostiene que esas olas, sin problema podrían partir en dos a un acorazado.

Pero el Servicio Oceanográfico Nacional de los Estados Unidos, NOAA por sus siglas en inglés, dice que en ese triángulo no hay ni ha habido ningún misterio. Según sus estadísticas, los accidentes allí suscitados son los mismos que en cualquier otra parte del mundo con las mismas características. Todos los casos famosos o no del Triangulo de las Bermudas se deben a causas físicas y muy normales.

¿Entonces el misterio se acabó? Muchos dicen que no; pero esa es otra historia

Saludos

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s